La táctica y estrategia de Estados Unidos en Siria

Damasco, SANA

Hasta la fecha, Estados Unidos utiliza las idas y venidas de militares en el norte de las regiones de Hasakeh y Deir Ezzor en esta nación, como táctica para fortalecer a las llamadas Fuerzas Democráticas Sirias (FDS).

Desde enero las presuntas retiradas de los efectivos estadounidenses son en el terreno, cuatro veces menos que las reubicaciones y mientras evacúan dos, incrementan apoyo logístico incluso con respaldo aéreo, a las FDS en campos de petróleo y gas de las zonas indicadas.

La algazara mediática, bien orquestada desde el inicio de la guerra impuesta a Siria a partir del 2011, divulga con amplitud la ‘retirada’ de 25 camiones en al menos tres veces en las últimas semanas pero obvia que en similares ocasiones, más de 500 vehículos de todo tipo ingresan a esos territorios en igual período de tiempo.

Los testimonios y reportes en redes sociales, medios alternativos y de prensa u oficiales de Siria y Rusia, demuestran que esas ‘idas y venidas’ ocurren casi con total impunidad por el cruce fronterizo de Al Walid en Iraq y a partir de una amplia área del denominado kurdistán y que abarca cuatro provincias del vecino país.

En consonancia con esa situación, tales hechos, están ratificados por el presidente estadounidense Donald Trump, quien declaró recientemente:’ Queremos traer a nuestros soldados a casa, Pero sí dejamos soldados es porque nos quedamos con el petróleo.Me gusta el petróleo. Nos quedamos con el petróleo.’

De ahí que los subterfugios para publicitar la ‘retirada’ continúe sin aludir a los sistemáticos saqueos del petróleo sirio desde los yacimientos de Remelan y de otros ubicados en regiones de Raqqa y Deir Ezzor.

En ese sentido, cada caravana y que en las últimas semanas significaron más de un centenar de camiones cisternas son escoltados por helicópteros de Estados Unidos y el respaldo terrestre de las FDS.

Esa tácticas de Washington contra Siria son parte esencial de la estrategia con sus aliados de las FDS y definidas en enero del 2019 durante una visita del secretario de Estado Mike Pompeo a la ciudad de Erbil, donde se entrevistó con el ‘primer ministro’ de la región ‘semiautónoma’ del Kurdistán iraquí, Masrour Barzani.

El cruce de Al Walid, en el norte de la provincia siria de Hasakeh colindante con Iraq y la región del Kurdistán mencionada, es el principal punto que Washington emplea para el constante trasiego de convoyes con armamento, materiales logístico y de construcción.

De igual forma, mantienen ‘personal especializado’ en 13 bases de la zona, junto a otros ‘expertos’ del Reino Unido, Francia, Alemania y varias otras naciones integrantes de la Organización del Tratado del Atlántico del Norte (OTAN), de acuerdo con denuncias de medios sirios y rusos, fundamentalmente.

Esa táctica con una estrategia desinformadora en los grandes medios de comunicación, tiene el objetivo de garantizar una presencia a largo plazo de Estados Unidos.

Tal objetivo, sobre la base de dividir y desmembrar a esta nación del Levante sometida a una guerra impuesta desde hace casi 10 años constituye en la práctica, una violación del derecho internacional y de resoluciones de Naciones Unidas.

Por Pedro García Hernández
Fuente: Prensa Latina

Check Also

Damasco recibe credenciales del nuevo representante residente del Fondo de Población de las Naciones Unidas

Damasco, SANA El ministro de Exteriores y Expatriados, Faisal al-Mekdad, recibió este miércoles las credenciales …